"Cobertura nacional e internacional (Portugal, Latinoamérica, Rumanía, etc)"

902 099 164

Derecho de Familia

¿Qué es el divorcio?

El divorcio es la disolución del vínculo matrimonial. Siendo necesario para poder divorciarse que hayan transcurrido más tres meses desde que se contrajo matrimonio.  

El divorcio puede solicitarse a petición de uno sólo de los cónyuges o de ambos, con o sin causa.

Tipos de divorcio:

Divorcio de mutuo acuerdo.- Es un procedimiento sencillo, ágil y económico. Basta con que los cónyuges estén de acuerdo. Ambos pueden ir representados por un mismo procurador y defendidos por un mismo Letrado. Se inicia mediante demanda, al que se ha de adjuntar el convenio regulador. No hay celebración de juicio. Tras la presentación de la demanda y convenio, los cónyuges serán llamados para su ratificación en el Juzgado. 

Divorcio contencioso.- Es un procedimiento más largo, costoso desde el punto de vista económico y complicado con respecto al anterior. En este procedimiento la demanda se presente por cada uno de los cónyuges. En la demanda se indicarán las medidas que han de adoptarse sobre la guardia y custodia de los hijos, régimen de visitas, pensión de alimentos y compensatoria y el uso de la vivienda familiar y ajuar. En este tipo de divorcio cada cónyuge irá representado por un procurador y letrado diferente. 

¿Qué es un CONVENIO REGULADOR?

El convenio regulador es un acuerdo bilateral de los cónyuges en el que expresan libremente su voluntad de poner fin a la convivencia matrimonial (si es sólo separación) o al matrimonio (si es divorcio), regulando todas las consecuencias jurídicas del mismo.

El convenio regulador homologado (autorizado por el Juez) tiene efectos respecto de las partes (ex-cónyuges) y de los hijos y también tiene efectos respecto de los terceros, porque una vez en firme la Sentencia de separación o de divorcio de mutuo acuerdo dictada por el Juez, su fuerza vinculante emana de autorización judicial y, en materia de Derecho de Familia, las sentencias producen por regla general efecto erga omnes. En él se fijan las cláusulas que van a regir sobre la pensión alimentos, pensión compensatoria, guardia y custodia de los hijos, régimen de visitas y comunicaciones, uso de la vivienda y ajuar familiar.

¿Puedo modificar un convenio?  Para que se produzca una modificación de las medidas adoptadas en precedente pleito matrimonial es preciso que se alteren sustancialmente las circunstancias existentes al momento de su adopción, debiendo afectar dicho cambio al núcleo o esencia misma de la medida, no bastando a tal efecto un mero cambio tangencial o accesorio, debiendo tener carácter definitivo o ser cuando menos de cierta duración, teniendo, además, que obedecer a circunstancias ajenas a la voluntad de quien promueve la modificación (Sentencia de la Audiencia Provincial de Madrid, sección 22ª, de fecha 23 de mayo de 2006, nº 331/2006, recurso 300/2006).

Por tanto, los requisitos para la modificación de medidas son:

  1. Se alteren “sustancialmente” las circunstancias económicas o personales existentes en el momento de su adopción.
  2. Que se trate de hechos de nueva consideración, surgidos con posterioridad a la sentencia que acordó la medida.
  3. Que la alteración de tales circunstancias revistan cierto grado de permanencia en el tiempo, es decir que no obedezcan a situaciones de carácter coyuntural o transitorio.
  4. Que se trate de acontecimientos ajenos a la voluntad del cónyuge instante de la modificación, y no buscados en consecuencia por el mismo con el ánimo de que obtenga amparo la pretensión de la alteración de efectos solicitados.
  5. Que dichas alteraciones sean acreditadas por quien peticiona la modificación de efectos, en atención a las reglas de la carga de la prueba del artículo 1214 del Código Civil.